Los de Mauricio Pochettino consiguieron el pase a la siguiente fase, gracias a que en el otro partid del grupo, Inter no pudo derrotar al PSV.