Por ahora no sería buena señal la disminución de los salarios a los jugadores de la Serie A por el coronavirus